Home / Bloggeando / Restaurante Astrid y Gastón Lima, una parada obligatoria

Restaurante Astrid y Gastón Lima, una parada obligatoria

Mi visita al Restaurante Astrid y Gastón Lima

El Restaurante Astrid y Gastón , una parada obligatoria en Lima (si es que haces la reservación con suficiente tiempo de anticipación por supuesto).

El restaurante fundado por el icónico chef Gastón Acurio y su esposa Astrid Gutsche en 1994 a su regreso de estudios de cocina en París.

Ubicado en una de las áreas más exclusivas de San Isidro, el Restaurante Astrid y Gastón toma lugar en una imponente casa de más de 300 años de antiguedad: la Casa Moreyra. Una hermosa casa que brinda diferentes ambientes tanto cerrados, semi cerrados como terrazas. En su patio frontal, podrás apreciar el jardín de especias del restaurante y no olvides tomarte una foto en la entrada.

restaurante-astrid-y-gaston-lima-5

Estamos hablando del restaurante #30 de todo el mundo. Para reservar, no te molestes en llamar. (Si recibiesen llamadas para reservar, tendrían que contratar a alguien exclusivo para reservas, por lo que éste y la mayoría de los restaurantes Top en Lima, sólo aceptan reservacines online).

Ve directo a su website http://www.astridygaston.com/ y reserva online. Astrid y Gastón no cuenta con 1 cocina, sino que cuenta con varias cocinas. Los domingos, abre 1 de sus cocinas por lo que es más limitado el espacio para reservar.

Como siempre, bajo una vista objetiva luego de observar, sentir y ver, les comparto mi experiencia en el restaurante del Chef que ha revolucionado el mundo de la cocina Peruana, que la ha hecho brillar y que es inclusive un ícono para todos los chefs, dueños de restaurantes y orgullo Peruano: Gastón Acurio.

 

Empezaré por el ambiente del restaurante. 

Una gran casa, con diferentes ambientes para cada ocasión. Tenemos ambientes formales cerrados, que se prestan para un almuerzo o cena de negocios, así como también tenemos una terraza semi abierta con plantas colgantes  boca arriba. Sí, boca arriba! No sé cómo no se cae la tierra desde el techo, pero ahí están las plantas mirándote desde arriba como si nada. En éste espacio puedes presenciar toda la acción de una cocina de clase mundial.

Restaurante Astrid y Gastron, Lima

Restaurante Astrid y Gastón, Lima. Ésta es la cocina de la creatividad, donde Gastón experimenta y crea sus innovaciones.

Si vas solo, aprovecha en sentarte en la barra para ver de cerca la coordinación y veloz movimientos de cada miembro del equipo bajo la supervisión del Chef y Jefe de Cocina. Es súper emocionante para cualquiera que sepa cómo se maneja una cocina de éste nivel, pero para los que no están acostumbrados, puede parecerles un poquito ruidoso por el movimiento y comunicación que hay entre el staff de cocina y su jefe de cocina.

En el piso inferior, apreciaras la terraza que está pronto a inaugurar, el cual va a ser un tipo lounge bar para piqueos. Y al lado, verás la cocina donde Gastón, junto con su equipo, dedica horas Creando e Innovando en sus nuevos platillos. Es toda una aventura explorar ésta casa donde la decoración y detalle, te impregna de un sentir relajado y fresco, que te permitirá disfrutar a plenitud las creaciones de Gastón.

Las creaciones

Sin duda, podemos ver por qué Gastón es un ícono de la gastronomía Peruana. Cada platillo te hace reflexionar sobre la historia detrás de cada uno de ellos, y valorar el tiempo y dedicación que hay detrás de ellos con cada ingrediente y nueva forma de integración de las texturas y sabores.

Si no sabes qué pedir, puedes ir por lo seguro: El menú degustación de 12 pasos. Todos los platillos del menú degustación se encuentran en la carta. Del menú degustación, les puedo decir que cada paso es el resultado del brainstorming de Gastón Acurio y su equipo.

Restaurante Astrid y Gaston, Lima. Panes de la casa

Restaurante Astrid y Gastón, Lima. Panes de la casa

El menú Invierno 2016 consiste en Panes de la casa, Cebiche limeño, Ensalada de erizos nikei, El cuy pekinés, Siu kao Tam Perez, Mero murique en su piel, Las humitas de maíz blanco, Cochinillo confitado Lima, Los postres de Astrid y la Tienda de dulces. Por supuesto, puedes tomar la opción de maridaje para el excelente menú.

Cada plato que sale es mejor que el otro y el anterior mejor que el siguiente. El cebiche limeño, con una leche de tigre que te dejará con ganas de más. El pescado ultra fresco, sin fibra y refrescante.

Restaurante Astrid y Gaston, Lima. Cebiche Limeño

Restaurante Astrid y Gastón, Lima. Cebiche Limeño

Seguía una ensalada de lengua de erizo sobre fideos soba, huevo y algas. Una textura interesante. Sí, un poquito resbalosa, que acompaña la consistencia del erizo.

Luego vino el Cuy Pequinés. El cuy o guinea pig, es una proteína popular en el norte de Perú, que por el tamaño del animal, hay que tener cuidado en que no se seque la carne. Él cuy pequinés que nos trajo Gastón, nos remonta al pato pequinés, el cual se sirve en tortillas para comer  con la mano.  Pero en ésta versión, se hizo una tortilla de maíz morado, con el cuy súper crujiente, lleno de sabor y tierno. Un platillo que no debes dejar de probar!

Astrid y Gastón - Lima Gastronómica

Restaurante Astrid y Gastón – Lima Gastronómica – El Cuy Pequinés

Luego seguía el Suy Kao Tam, en caldo de tabasca. Éste caldo se suele consumir en las zonas alto andinas del Perú.

Otro plato que tengo que destacar fue el postre. ES-  PEC – TA – CU – LAR. Por supuesto de las manos de Astrid, los postres son muy elaborados donde cada componente se complementa y a la vez se sorprende con el otro. En éste caso me tocó el mil hojas con queso mascaprone y helado de lychee.

 

Restaurante Astrid y Gaston, Lima.

Restaurante Astrid y Gastón, Lima.

Un servicio estable y titubeante?

Llegué temprano. Una atenta bienvenida y dirección hacia el bar mientras esperábamos (todos los comensales que habíamos llegado temprano). Un  bartender muy atento y cálido.

Nuestro mesero principal estuvo bastante bien. Supo explicar todos los platillos y sus ingredientes (aunque a un paso rápido), se aseguró de preguntarnos si los platillos estaban bien y hasta nos indicó que no demorara en empezar un platillo puesto que era mejor comerlo cuanto antes para apreciar los sabores cuando estaba caliente.

Feedback???

Totalmente y siendo uno de los Top Resturants del mundo, definitivamente hubieron puntos que no debieron haber sucedido bajo ninguna circunstancia y que nos dejaron con qué desear.

Restaurante Astrid y Gaston, Lima.

Restaurante Astrid y Gastón, Lima.

Las bebidas

Las bebidas son rentables, todos lo sabemos:  cuanto más atento estés en servir y ofrecer bebida adicional antes de que se acabe, es mejor para el restaurante.  Ahora, pedir una bebida para acompañar un plato es súper importante. Pedimos una cerveza, la cual demoró 18 minutos en llegar. Demasiado tiempo. Si fuese un coctel a elaborar, se puede perdonar un poquito más de tiempo pero una cerveza es de buscar y destapar. El plato principal ya había llegado y tuvimos que alzar nuevamente la bandera para que nos la trajeran.

El caso de la Busser y la botella de agua

Una historia para contar es la siguiente. El método de administración de bebidas es interesante y práctivo para el comensal, ya que no tienes tu mesa llena de botellas de agua o vino. Todas las bebidas de las mesas se ponen en una mesa auxiliar que se ubica en el centro de la sala. Éste método, es bueno para el comensal para no tener la mesa llena, pero puede causar confusión si las bebidas no cuentan con ningún tipo de tag que indique a qué mesa pertenece.

En mi caso, yo solo había tomado 1 vaso pequeño de agua de una botella de 1 litro. By the way, la Busser (mesera asistente) nunca estuvo atenta al refill de agua de mi mesa. Si no pedimos que nos traiga agua, nos quedamos sedientos. En fin, observamos que entre tantas botellas de la mesa auxiliar, tomaron nuestra botella y le sirvieron de la misma a otra  mesa.

Habiendo tomado un pequeño vaso, pedí más agua. Y cuando la pido, me dicen que mi botella se había acabado! ¿Cómo se va a acabar mi botella de agua cuando sólo he tomado un vaso?!!! Por supuesto, habíamos estado pendientes del detalle y le dijimos a la busser. Sin decir nada, ella va a la mesa auxiliar, abre una botella de agua y nos sirve.

Lo peor de todo, es que nosotros vimos cuando ella se dió cuenta cuando otro busser se había equivocado y tomó nuestra botella para servirla a otra mesa. Y ella misma fue a buscar una botella nueva para ponerla en la mesa auxiliar. Aún sabiendo eso, nos dice que nuestra botella se había acabado cuando le pedí agua para mi segundo vaso.

Otro personaje que nos dejó con algo que desear, fue la actitud del Sommelier, el cual no fue nada amigable. Fue atención fue tosca y en tono de enojo.

Quien salvó el servicio fue el mesero principal, quien muy atentamente nos explicó el contenido de cada plato y contestó todas nuestras preguntas. Al final, nos trajo unas bolsitas con chocolates de la casa espectaulares.

dsc_8225

 

En conclusión

Hablando específicamente de la comida, su historia y su pasión, el Restaurante Astrid y Gastón no debe faltar en tu agenda. El empeño y amor que expresa la comida por sus raíces peruanas se hacen sentir en cada presentación, ingrediente y confección.

Un punto que me sorprendió son los precios. La relación precio/calidad es muy buena. No es tan caro como pensaba que sería. Vale la pena 1000% !

Los puntos a mejorar en el servicio seguirá siendo a mi opinión, algo que tienen que supervisar y ajustar. Siendo el restaurante #30 del mundo, cada detalle cuenta.

Gastón es sin duda el representante de la cocina peruana y con mucha razón. Los comensales estamos agradecidos por el arduo empeño, amor y pasión que los chefs de la cocina de Gastón nos ofrecieron en ésta velada inolvidable.

About dixieats